Defensa, recursos y supervivencia

15/01/2014 - infodefensa.com -

Tradicionalmente los discursos institucionales pronunciados el día de la Pascua Militar repasan los acontecimientos del año anterior y marcan el camino del que comienza. Parece especialmente gráfica una frase extraída del discurso de S.M. El Rey. Los Ejércitos siempre han sido “los primeras en ofrecer y los últimos en recibir”. Su Majestad nos habló, a los militares y también a todos los españoles, de la necesidad de continuar manteniendo los valores de austeridad y espíritu de sacrificio. Pero también recordó el esfuerzo que debe realizarse para mantener las capacidades actuales.

El término capacidad en este contexto tiene un componente profesional evidente, pero no depende exclusivamente de los esfuerzos de las Fuerzas Armadas. El grado de esfuerzo que de forma solidaria la sociedad española quiera realizar para garantizar su Defensa tiene una influencia evidente sobre las capacidades de los Ejércitos. Las Fuerzas Armadas deben esforzarse en ser cada día más eficientes en el uso de los recursos que los ciudadanos ponen a su disposición. La búsqueda de la eficiencia debe venir acompañada por un análisis riguroso de la realidad con una visión prospectiva del futuro, tal y como señaló el ministro Morenés en su intervención. Está claro que se anuncia todavía un tiempo de limitaciones en los que se debe preparar el camino para cuando toque recibir.

La previsión es importante pero debe venir acompañada de una dotación suficiente que permita garantizar unas capacidades mínimasNo es el Ministerio de Defensa el que necesita recursos. Es la Defensa Nacional la que los necesita para hacer frente a las exigencias de la Seguridad Nacional establecida por el Gobierno. Algunos medios han subrayado estos días las importantes reducciones de unidades que, por ejemplo, la Armada ha experimentado en los últimos años, y que el conjunto de las Fuerzas Armadas llevan realizando desde hace décadas.

Evidentemente los niveles de ambición político y militar deben ajustarse en el contexto actual y no pueden mantenerse estructuras consumidoras de recursos que no aportan valor. Según parece lo que desde el Estado Mayor de la Defensa se está planteando es potenciar una Fuerza Conjunta de Reacción Rápida para responder a las necesidades más inmediatas. Esta Fuerza estimada en unos 10.000 efectivos representa un 10% del total de efectivos disponibles. Pero eso no debe cuestionar la necesidad de mantener al resto sobre el que debe mantenerse un nivel de inversión adecuado para el sostenimiento de los materiales y su adiestramiento y que es necesario para hacer frente a compromisos internacionales y a otras necesidades estratégicas propias, muchas de ellas con un importante componente transversal de apoyo a la acción del Estado.

En estas condiciones se está planteando que sólo deben esperarse nuevas inversiones cuando la situación general del país lo permita. Las repercusiones sobre el sector industrial son evidentes puesto que mientras no se puedan abordar programas nuevos, la supervivencia basada sobre el apoyo logístico y el mantenimiento será cada vez más complicada.

El Ministerio de Defensa se adaptará a los recursos disponibles. Pero si se quiere mantener el nivel alcanzado por nuestra industria será necesario un esfuerzo solidario de toda la sociedad, como también se ha apuntado el día 6, para mantener el nivel tecnológico y la capacidad tractora en un sector que ocupa una fuerza laboral importante en número y cualificación y que es capaz de generar riqueza y contribuir al desarrollo económico y tecnológico nacional como ha demostrado en el pasado.

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.