Las F-100 asumen los principales operativos de la Armada en Europa

 06/10/2014 - La Voz de Galicia -

La mayor presencia que la OTAN ha decidido tener en Europa tras los acuerdos de la última cumbre de Gales con la crisis de Ucrania como telón de fondo, entre otros aspectos, está provocando un efecto dominó en muchas Marinas aliadas y, entre ellas, en la española. Es uno de los motivos de la intensa actividad en los últimos meses de las fragatas F-100 en comparación con sus escasas navegaciones de otros ejercicios como consecuencia de la crisis.

En la actualidad dos de estas unidades con base en Ferrol están asumiendo los principales operativos de la Armada en Europa. Tal y como se señala desde la Marina, a día de hoy hay cinco «actividades destacadas». La fragata Navarra se encuentra en el Índico en la lucha contra la piratería; el patrullero de altura Alborán participa en la Campaña NAFO (Northwest Atlantic Fisheries Organization), la cual se lleva a cabo en la zona de los grandes bancos de Terranova (Canadá); y el cazaminas Duero representa a España en la SNMCMG-2, agrupación aliada de medidas contra minas desplegada en el Mediterráneo.

Y dos de las fragatas con base en Ferrol, la F-102 y la F-105, son las encargadas en la actualidad de incrementar la presencia naval de la Marina en el viejo continente, la primera dentro de la fuerza naval de respuesta rápida de la OTAN SNMG-2, actualmente en el dispositivo antiterrorista Active Endeavour, y la segunda estrenándose en unos complejos ejercicios multinacionales en aguas de Escocia organizados por la Marina británica. Tenía previsto hacerse ayer al mar para el operativo después de haber llegado a Faslane (Escocia) el día 2.

 

La Royal Navy

La Royal Navy señala que esta maniobra «involucra a numerosos buques de guerra, aviones, infantes de marina y soldados» y «proporciona un entorno complejo en el que Reino Unido, la OTAN y las unidades aliadas pasan por un entrenamiento conjunto en tácticas y habilidades para su uso en un grupo de trabajo combinado». Siempre según la información de la Royal Navy, se trata de un ejercicio «multinacional masivo» que «ofrece formación marítima especializada y reúne los teatros de aire, superficie, submarino y anfibio».

La fragata más moderna de la Armada española tendrá que adaptarse a las progresivas simulaciones de todo tipo de crisis y conflictos: desde disputas territoriales a piratería pasando por actividades terroristas. Sus evoluciones y actuación serán seguidas con interés por representantes de variadas Armadas pertenecientes a la OTAN.

 

Zafarranchos

La navegación entre Ferrol y Faslane se ha aprovechado, tal y como se narra desde la fragata, para «realizar ejercicios de adiestramiento interno incluyendo un ejercicio de zafarrancho de combate y la preparación de las maniobras». También para integrar al Equipo Operativo de Seguridad (EOS) del Tercio Norte y a la Unidad Aérea Embarcada.

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.