Defensa rechaza las propuestas de ASFASPRO para mejorar los sistemas de evaluación y ascensos de los militares

13 de diciembre de 2012.- El pasado martes, 11 de diciembre tuvo lugar la primera reunión del Consejo de Personal, órgano de interlocución entre las asociaciones militares profesionales y el Ministerio de Defensa, tras su constitución el pasado 24 de octubre.

En el pleno se trataron cuatro proyectos normativos y cuatro propuestas de las asociaciones profesionales, tres presentadas por ASFASPRO y una de AMCOFAS (sin representación en el Consejo).

Sobre el anteproyecto de la Ley de Régimen Disciplinario de las FAS (LORDFAS) se aceptaron algunos de los cambios propuestos por las asociaciones, aunque, debido al importante retraso en su aprobación, según asegura Defensa, no se constituirá ninguna comisión o grupo de trabajo que estudie la norma antes de su envío al Congreso como pedían las asociaciones.

La normativa que regula los destinos y las comisiones de servicio del personal militar, la modificación del Real Decreto de recompensas militares y la modificación de la Instrucción que regula las bajas temporales médicas del personal militar fueron el resto de los temas normativos que se trataron en el Consejo, con la aceptación de algunas de las propuestas planteadas por las asociaciones.

La modificación del actual sistema de evaluaciones y ascensos, que paliaría la situación de los militares sin posibilidad de ascender, fue rechazada por el nuevo órgano ministerial, aunque la subsecretaria de Defensa, Irene Domínguez-Alcahud, solicitó la elaboración de un estudio sobre el personal retenido para buscar una solución integral a este problema, que afecta cada año a más militares.  Defensa rechaza la iniciativa de ASFASPRO de implantar coeficientes ponderadores y aumentar el número de ciclos de evaluación, ya que entiende que estos se  alejan del espíritu de la Ley de Carrera Militar.

Aunque ASFASPRO considera muy discutibles los argumentos usados por Defensa para rebatir su propuesta, valora que los representantes de Defensa en el Consejo hayan tomado conciencia del real y grave problema de este colectivo y espera que su trabajo sirva para que una necesaria solución a esta problemática no se dilate en el tiempo.

La creación de una comisión de trabajo para modificar la jornada laboral de los militares, planteada también por la Asociación Profesional de Suboficiales, ha sido pospuesta hasta la publicación de nuevas normas sobre jornada y horarios para toda la Administración pública.

Establecer diferentes niveles, según la edad del militar, en las pruebas físicas para los procesos de selección y superación de planes de estudio, como propuso ASFASPRO, también fue rechazado argumentando que las nuevas pruebas físicas han entrado en vigor este curso y aún no hay datos de su efectividad. 

Por su parte, la Asociación de Militares de Complemento (AMCOFAS) solicitó la disminución de porcentajes de socios necesarios para tener representación en el Consejo (de un 3% a 1% del total de efectivos de la categoría de oficiales), que fue rechazada por consenso.  

La Asociación Profesional de Suboficiales agradece el apoyo de la Asociación Unificada de Militares Españoles (AUME) a todas sus propuestas presentadas en la reunión del Consejo de Personal.

ASFASPRO lamenta el inexplicable retraso de la Comisión de Defensa en constituir la subcomisión que emita el dictamen previo a la reforma del régimen transitorio de la Ley de Carrera Militar, y sigue creyendo que el Consejo de Personal puede ser un instrumento cada vez más eficaz para participar en la configuración del régimen de personal de las Fuerzas Armadas. Por ello, seguirá trabajando para identificar problemas, elaborar informes y proponer soluciones a las situaciones de agravio que lleva padeciendo el colectivo desde hace muchos años.

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.
Cómo configurar Aceptar