La sede de la Brigada de Caballería "Castillejos" II de Zaragoza ha acogido hoy el acto de despedida de los mil militares que a principios de julio partirán hacia el Líbano para vigilar el cese de las hostilidades, acompañar a las fuerzas armadas del país en su despliegue y asistir a la población civil.

El acto ha estado presidido por el teniente general Jefe de la Fuerza Terrestre, Ignacio Medina Cebrián, quien en su alocución ha insistido en que "la experiencia de unos, además de la preparación, la motivación y el compromiso de todos, es la base de la eficacia de la misión".

Ha reconocido que dicha misión "tiene su dificultad y su complejidad" y "no se pueden descartar totalmente los riesgos", pero ha hecho hincapié en que nunca las fuerzas armadas españolas han tenido unidades "tan bien instruidas" para afrontar una operación como la del Líbano.

De los mil efectivos que a principios de julio comenzarán a trasladarse al Líbano, el 71 por ciento pertenecen a unidades aragonesas, el 12 por ciento andaluzas, el 8 % de comunidad valenciana y el 2 % de Madrid, mientras que el 7 % son del ejército de El Salvador.

Todos ellos se instalarán en la base Miguel de Cervantes, en el término municipal de Blate, cercano a la frontera entre Líbano e Israel pero también a la de Siria, y forman parte de la brigada multinacional este, que lidera España y que cuenta con otros 3.000 efectivos de India, Nepal, Malasia e Indonesia.

A la vez, esta brigada pertenece a la Misión de Naciones Unidas en el Líbano (FINUL), que está activa desde el año 2006, y cuyos efectivos suelen estar un periodo de unos cinco meses, después de seis preparándose de manera específica para este cometido.

Al frente de estos mil militares estará el general de brigada Manuel Romero, quien en declaraciones a los medios ha asegurado que afrontan la misión "con mucho ánimo e ilusión" y con una gran preparación, al tiempo que ha pedido a los soldados el máximo respeto por la población civil y que recuerden que el comportamiento del ejército español, allá donde ha ido, siempre ha sido ejemplar.

Respecto a la delicada y peligrosa situación en la que se encuentra Siria, país vecino del Líbano, Romero ha insistido en que los conflictos están muy lejos del ámbito de actuación de los militares españoles, por lo que a su juicio es difícil que tengan que afrontar episodios hostiles derivados de esta crisis.

No obstante, ha recordado a los soldados que una misión finaliza en el momento en que se pisa territorio nacional, "nunca antes", por lo que les ha pedido que tengan siempre presente el valor de la vida y que la rutina diaria no les haga relajarse en la protección y en las precauciones.

El general de brigada ha participado anteriormente en misiones como Bosnia Herzegovina, Afganistán y Kosovo, y basándose en su experiencia ha apelado a todos a ser compañeros y ayudar a aquellos que puedan atravesar un momento difícil.

Además de las labores propias de la misión, los soldados trasladados a este país realizan labores humanitarias y tienen un contacto muy directo con la población civil.

Prueba de ello es que algunos voluntarios se trasladan a escuelas de la zona para dar clases de español a niños pero también a adultos y se lleva a cabo asistencia sanitaria y veterinaria en las localidades de la zona de responsabilidad española.

 

Fuente: ABC.es

La Comisión de Defensa del Congreso ha aprobado este miércoles una proposición no de ley del PP instando al Gobierno a facilitar la escolarización de los hijos de los militares que se encuentran desplazados por motivos profesionales, sugiriendo incluso la posibilidad de acordar con las comunidades autónomas un régimen único para estos escolares.

   Durante la defensa de la iniciativa, la diputada murciana Pilar Barreiro, ha indicado que éste es un asunto de "política mayor" para la inmensa mayoría de los militares que a lo largo de su carrera pueden llegar a tener entre seis y diez traslados, lo que dificulta sobremanera la conciliación de su vida familiar y profesional.

EL OBJETIVO: FAVORECER LA INTEGRACIÓN

   De ahí que los 'populares' aboguen por homogeneizar los procesos de escolarización de los hijos de los militares dado que, según pone de relieve la iniciativa, algunas comunidades tienen acuerdos con el Ministerio de Defensa en condiciones de escolarización muy diversas.

   El objetivo último de esta proposición no de ley es favorecer la integración de los hijos de los militares que tienen que cambiar de residencia debido a sus obligaciones militares, agilizar su escolarización y propiciar la concentración en un sólo centro de todos los escolares de una misma familia.

   En concreto, el PP insta al Ministerio de Defensa a alcanzar con las comunidades autónomas aquellos acuerdos que contemplen la unidad de centro para la misma familia y la preferencia de los padres en la elección del centro según su proximidad al domicilio o al centro de trabajo.

APOYO LINGÜÍSTICO ESPECÍFICO

   Otro de los puntos de la iniciativa, en el que el PP ha aceptado una enmienda de CiU, aboga por facilitar a los hijos de los militares trasladados por un periodo inferior a tres años a cualquier comunidad con idioma cooficial la escolarización en centros que impartan los estudios en castellano eximiéndoles, en su caso, de la evaluación de la lengua cooficial correspondiente.

   Y todo, según la autora de la iniciativa, para que los hijos de los hombres y mujeres de las Fuerzas Armadas consigan estar "en igualdad de condiciones" con el resto de alumnos para poder acceder a una carrera universitaria.

   Pero, además, los nacionalistas catalanes han añadido con su modificación que éstos también reciban una atención personalizada y un apoyo lingüístico específico que les permita continuar con todas las garantías el proceso de aprendizaje.

 

Fuente: EuropaPress

El presidente de la ciudad autónoma de Melilla, Juan José Imbroda, reivindicó hoy, en la entrega de los Premios Ejército, a los militares que han sufrido una discapacidad en acto de servicio, y pidió al ministro de Defensa, Pedro Morenés, que acelere los cambios en la Ley de la Carrera Militar para que puedan seguir sirviendo en las Fuerzas Armadas.

Imbroda asistió al acto de entrega de la 50 edición de los premios del Ejército de Tierra, por haber recibido Melilla una de las distinciones de los mismos. También acudió, por la misma razón, la consejera de Presidencia y Justicia de la Comunidad de Madrid, Regina Plañiol.

La entrega del sable de oficial general que corresponde a tales distinciones las realizaron el teniente melillense Agustín Gras, herido en Afganistán, y la madre de Juan Carlos Villora, militar madrileño fallecido en el Líbano; los dos fueron en su día condecorados por los respectivos gobiernos autonómicos.

Imbroda no perdió la ocasión para recordar a Morenés, presente también en el acto, su oposición al plan de reestructuración del Ejército si afecta a los acuartelamientos de Melilla, en particular la Legión. Además, reclamó para los militares cuya discapacidad se ha producido en acto de servicio, a quienes su Gobierno concedió una medalla a la integración, la "presencia activa" que demandan seguir teniendo en el Ejército.

El resto de premios los entregaron Morenés; el secretario de Estado de Defensa, Pedro Argüelles; el jefe de Estado Mayor de la Defensa, almirante general Fernando García Sánchez, y el del Ejército de Tierra, general Fulgencio Coll, entre otros.

El acto recordó también al fallecido humorista gráfico Antonio Mingote, que elaboraba los carteles de los Premios Ejército desde 1996, y entregó una distinción a su viuda, que también asistió al acto. Otro periodista amigo del Ejército, Carlos Herrera, subió también al escenario para presentar por sorpresa parte del evento

Otros premios distinguieron a los ganadores del concurso de pintura rápida y miniatura celebrado el pasado 20 de mayo en el Palacio de Buenavista, sede del Cuartel General del Ejército de Tierra.

En pintura, fueron galardonados Juan Jose Vicente Ramirez, Alberto David Fernández Hurtado, Javier Cuervo Moreno y Blanca Barba Bartolomé, éstos dos últimos en las categorías infantiles. En miniatura, Luis Angel Ruiz Fernández, Antonio Messeger Guerrero y David Herranz Caldevilla, Angel Ruiz Martínez de Medinilla, Waldo Oses Solar y Francisco Javier Ruiz González.

Los galardonados en el certamen de pintura general fueron Alejandro García Vico y Fernando Simón Blanco, y en fotografía David Castro Álvarez y Miguel Temprano Arroyo. En investigación, el premio recayó en la obra 'El gobierno militar en los ejércitos de Felipe IV: el marqués de Leganés', de Francisco Arroyo Martín, y los de trabajos infantiles en los colegios Ágora de Brunete, Virgen de la Vega de Benavente (Zamora) y Estelas de Cantabria de Los Corrales de Buelna.

(SERVIMEDIA)

 España desplegará este año por primera vez en Afganistán un equipo de mujeres militares destinado principalmente al contacto con la población local y se sumará así a la iniciativa de los 'female engagement team' ya desplegados por otros países y que ahora la OTAN quiere potenciar.

   Así lo ha anunciado la subsecretaria de Defensa, Irene Domínguez-Alcahud, durante la inauguración del primer curso internacional para la formación en perspectiva de género a civiles y militares que van a participar en misiones internacionales. El curso, organizado en colaboración con Holanda y homologado por el Colegio Europeo de Seguridad y Defensa, demuestra que españoles y holandeses están "en la vanguardia" en esta materia, que la OTAN quiere potenciar, según ha dicho la subsecretaria.

   En su intervención, Domínguez-Alcahud ha destacado que es más fácil construir la estabilidad de un país si se cuenta con todo su "capital humano" y, por ello, ha recalcado que cuanta mayor "presencia y protección" se dé a las mujeres, mejores serán las oportunidades de éxito de las misiones.

   Según la subsecretaria, el Ministerio está convencido de la importancia de aplicar la normativa internacional sobre el fortalecimiento de la presencia de las mujeres en los procesos de construcción de paz y, por ello, está realizando actuaciones para incluir la perspectiva de género en la formación de militares y en todo el proceso de planeamiento de las operaciones.

 

Leer el resto de la noticia.

 

Fuente: Europa Press

  • “La situación actual es de creciente preocupación, pero no límite”.

  • Pedro Argüelles (Madrid, 1950) dejó la presidencia de Boeing para convertirse en el número dos del Ministerio de Defensa. Un hombre de la industria para resolver una complicada ecuación: mantener las misiones en el exterior, preparar a las Fuerzas Armadas para el futuro, pagar la astronómica deuda… y todo con la cuenta casi a cero.

    -Crisis y sacrificio. El Ejército lleva años en ese escenario.
    -Los militares son una de las clases más admiradas y se lo merecen. Tienen una capacidad humana y de sacrificio por encima del resto. Se les achaca que se quejan y es que tienen razón, es para quejarse. España es un país que no se toma en serio la Defensa. Si no te lo tomas en serio pues es normal que los militares que la sienten como una necesidad hagan de vez en cuando una llamada de atención. La realidad es que es el único país de la UE con una cierta dimensión que menos gasta en Defensa en proporción a su nivel de riqueza.

    -¿Están las Fuerzas Armadas en situación límite?
    -Yo creo que no. Estamos en una situación apretada. España tiene todavía unas Fuerzas Armadas muy bien equipadas y capaces de cumplir con sus compromisos. Otra cosa es que uno piense que los compromisos podrían ser mayores o que se le pudiese sacar mayor provecho a la potencialidad de nuestros Ejércitos en el ámbito internacional. La situación es de creciente preocupación pero no es una situación límite.

    -El ministro vinculó a la industria de Defensa con la soberanía nacional e incluso mencionó la posibilidad de protegerla de manos extranjeras.
    -El tema de la soberanía nacional está vinculado a la Defensa. La Defensa llevada al límite requiere una cierta autonomía y esa autonomía exige tener una capacidad industrial a la que se apoye. Piensen en temas tan básicos como puede ser su avituallamiento, su capacidad logística, la munición… Si todo eso depende de lo que puedan proporcionar países extranjeros pues las capacidades de Defensa se ven limitadas y por lo tanto la soberanía se ve limitada.

    -¿Ha puesto en marcha el ministerio iniciativas para hacer de embajador de la industria?
    -Estamos determinados a fomentar la expansión internacional de la industria de Defensa y eso implica proporcionar una base de mercado más amplia y más estable. Hasta ahora la industria ha estado muy centrada en el mercado nacional porque tenía un crecimiento muy fuerte como resultado de un montón de programas especiales de armamentos que están terminando. Hay que empezar a pensar cómo se sustituye la actividad en el sector.

    -No obstante, usted apuntó que el sistema estaba en quiebra.
    -Que el sistema está en quiebra no quiere decir que haya que tirar el sistema. La culpa es de la falta de fondos. El sistema de adquisiciones que tenía España es mejorable. Es un buen sistema que funciona cuando no hay sorpresas sobrevenidas. El sistema tiene contraídas unas obligaciones de pago y no tiene financiación.

    -¿Esta situación afecta a la operatividad de las Fuerzas Armadas?
    -Lo que hemos hecho es proteger la operatividad y sacrificar la viabilidad financiera del sistema de adquisiciones. Lo contrario, hubiese sido absurdo. La cuestión es si podemos seguir por ese camino y aquí es donde el Jemad dijo que podemos acabar en una situación de Fuerzas Armadas huecas. Es un peligro que está ahí. Yo no vincularía la falta de solución para los programas especiales de armamento a la operatividad.

    -Es inevitable.
    -A largo plazo sí.

    -Y... ¿hoy por hoy?
    -El Ejército está preparado para cumplir con sus misiones con el mismo nivel de operatividad que lo ha estado haciendo hasta ahora.

    -¿Hemos comprado por encima de nuestras capacidades?
    -A cómo se han hecho las compras, no. Al cuánto, en algunos casos, sí.

    -La crisis es un buen argumento para los que piensan que el Ejército sobra.
    -La demagogia en torno a los temas de Defensa es crónica, especialmente en algunas partes del arco parlamentario.

    “No se puede dejar Afganistán desprotegido”
    El secretario de Estado de Defensa, Pedro Argüelles, defiende la necesidad de seguir presentes en Afganistán después de la retirada en 2014 y contribuir a la financiación del Ejército y la Policía afganas (EE UU ha solicitado 30 millones). “Hemos hecho un esfuerzo enorme para que Afganistán se fortalezca. No podemos dejarlo desprotegido”.
    La complicada situación económica por la que atraviesa España no puede ser un motivo para dejar de participar en operaciones militares internacionales, defiende el ‘número dos’ de Defensa. Estar en el “tablero internacional” es vital para tener una “mayor visibilidad” y “mayor influencia”. Argüelles señala que “España va a estar en permanente disposición de colaborar” en los conflictos que surjan en el futuro.

 

 

Fuente: La Gaceta

Madrid- Se cumplen 20 años de nuestra participación en misiones internacionales junto a nuestros aliados. Tras décadas de aislamiento, nuestros militares pudieron por fin participar en prácticamente todos los conflictos desde 1992, bajo bandera de la UE, la ONU o la OTAN. Nuestra primera misión fue la antigua Yugoslavia. Las tropas desembarcaron en Croacia y se dirigieron a Bosnia, donde se desplegaron y dieron buena muestra de su preparación y capacidad de sacrificio. Fue el principio y desde entonces nuestra bandera ha estado presente en numerosos escenarios bélicos, contribuyendo a engrandecer la marca España en todo el mundo. En la encuesta de NC Report para LA RAZÓN se recoge que el 58,7% de los españoles considera que las Fuerzas Armadas han mejorado la imagen de nuestro país en el exterior. En todas las franjas de edad es la postura mayoritaria. En la actualidad, 3.000 militares españoles se encuentran asignados en cinco misiones: Afganistán, Líbano, Bosnia, Uganda y  océano Índico.

El 48,8% de la ciudadanía cree que la sociedad no reconoce suficientemente la labor que realizan nuestras FF AA, un sentir generalizado en todos los grupos de edad. En estos últimos años, la sangre española se ha derramado en  Turquía, Afganistán, Bosnia, Irak, Kosovo, Líbano, Guinea, Abu Dabi, Guatemala, Albania, Macedonia, Kenia, Indonesia, Golfo Pérsico… En los que 165 de nuestros militares han pagado con su vida.

El 61,3% de los españoles valora de modo positivo a nuestras Fuerzas Armadas y sólo el 12% tiene una imagen negativa. Además, el 62,9% confía mucho o bastante en nuestros ejércitos y es la opinión de la mayoría en cada franja de edad.

Los ejércitos, como parte del Estado, se nutren del presupuesto de la nación y sufren también los recortes como el resto de servicios públicos, a los que obliga la actual coyuntura económica. De hecho, el 46,7% de los españoles está de acuerdo con que las FFAA también contribuyan al esfuerzo de ajuste.

La defensa nacional nos involucra a todos, no sólo a las Fuerzas Armadas, sino a toda la sociedad. Todos debemos participar en la defensa de los intereses nacionales y de nuestra soberanía. En el artículo 30 de nuestra Carta Magna queda meridianamente claro: «Los españoles tienen el derecho y el deber de defender a España». Continuando con el reparto de responsabilidades en la defensa de la nación, el articulo 56.1 atribuye al Rey, Jefe del Estado y símbolo de la unidad y permanencia de la patria, corresponde el mando supremo de nuestros ejércitos. Mientras que el artículo 97 confiere al Gobierno la potestad de dirigir «la política interior y exterior, la administración civil y militar y la defensa del Estado». A las FF AA se les encomienda «garantizar la soberanía e independencia de España, defender su integridad territorial y el ordenamiento constitucional».

 

PortadaEncuestaLaRazonResultados

 

 

 Fuente: La Razon.es

Queremos hacernos eco de las palabras pronunciadas con motivo de la celebración del día de la Fuerzas Armadas por el señor Diego López Garrido, portavoz del PSOE en la Comisión de Defensa del Congreso, y que han sido publicadas en Atenea Digital.es.

Comienza diciendo que la celebración del Día de las Fuerzas Armadas es una buena ocasión para reconocer y rendir homenaje a una institución básica de nuestro Estado social y democrático de Derecho.

"Constituye una buena ocasión la celebración del Día de las Fuerzas Armadas para reconocer y rendir homenaje a una institución básica de nuestro Estado social y democrático de Derecho, que garantiza la defensa militar de España y que contribuye a la preservación de la paz y seguridad internacionales."

Para finalizar, termina sus palabras animando a todos los militares a que aprovechen los cauces establecidos en la nueva Ley Orgánica de Derechos y Deberes, y a los responsables políticos y mandos militares a que asuman esta nueva cultura.

 "Finalmente, querría animar a todos los militares a incorporarse y aprovechar los cauces de participación de la nueva Ley Orgánica de derechos y deberes, tanto en el plano asociativo como en el de iniciativas individuales. Por mi parte me comprometo a asumir, y animo a que lo hagan todos los responsables políticos y mandos militares, esta nueva cultura más participativa en las Fuerzas Armadas, compatible con sus exigibles características de disciplina y jerarquía."


Desde ASFASPRO queremos agradecerle al Sr. López Garrido estas palabras, que sin duda ayudarán a cambiar la visión actual de las asociaciones militares.

 

Los recortes llegan al menú de los militares del Ejército de Tierra, la Guardia Real y la Unidad Militar de Emergencias (UME). Deberán pagar el 50% de la comida a partir del 1 de julio, cuando entrará en vigor una nueva norma que acaba con la subvención total de este servicio. El Ejército pretende así ahorrar 15 millones de euros, han informado fuentes militares.

Según estas fuentes, el Ejército de Tierra es "plenamente consciente" de los efectos que tendrá "a nivel individual" esta nueva norma, que supone una "bajada de sueldo indirecta" para los militares, pero que se considera necesaria para no "exceder" los límites presupuestarios del Ejército.

En concreto, desde el próximo 1 de julio, todos los militares deberán pagar 2,80 euros por menú durante los días laborables, incluyendo el viernes. La otra mitad será subvencionada por el Ejército.

 

Leer el resto de la noticia.

Fuente: El Mundo.es

Sólo uno de cada 1.000 militares españoles desplegados en misiones en el exterior presenta problemas psicológicos que obligan a su repatriación a España, un porcentaje "muy bajo" en comparación con el de otros países y que el Ejército de Tierra atribuye, entre otras cosas, a la preparación de los militares españoles, su fuerte motivación y la atención que se otorga a la salud mental y al clima laboral.

   Así lo han explicado en una entrevista con Europa Press los capitanes psicólogos del Ejército de Tierra Daniel Donoso y Macarena Pascual de Riquelme, ambos con una amplia experiencia en operaciones internacionales, que les ha llevado a escenarios como Irak, Kosovo, Líbano y Afganistán.

   En todas las misiones que desarrollan en el exterior los contingentes españoles cuentan con un psicólogo, que se integra en las unidades desde antes del despliegue, durante la fase de concentración, y les acompaña durante todo el tiempo que permanecen en la zona de operaciones y posteriormente continúa a su disposición.

 

Leer el resto de la noticia.

Fuente: Europa Press

España mantendrá todo el apoyo mostrado hasta el momento con las misiones internacionales en las que participa bajo el marco de la OTAN. Pero ni una más. Si se abre un nuevo frente, la tendencia casi invertible del Gobierno será la no participación. Así se lo transmitió Mariano Rajoy al secretario General de la OTAN.


La preocupación existente en el seno de la Alianza sobre los recortes impulsados por el Ministerio de Defensa es un hecho contrastado. Y fue precisamente eso, según fuentes militares consultadas, lo que motivó que la primera de las visitas de Ander Fohg Rasmussen para preparar la cumbre de Chicago tuviera como destino Madrid, por delante de Berlín, París y otros aliados.


Ver resto del artículo

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.